Es una de las tecnologías más recientes e innovadoras en el desarrollo de aplicaciones multiplataforma orientado a videojuegos. Pese a que aún es algo muy nuevo, existen ciclos formativos en realidad virtual y aumentada en los que puede aprenderse todo lo relacionado con una de las experiencias más inmersivas de los videojuegos. Te contamos qué es la realidad virtual.

Definición de realidad virtual

Es una experiencia inmersiva que simula la realidad a través de un dispositivo como gafas, lentes o un teléfono inteligente. En estas experiencias de realidad virtual puedes interactuar y explorar. Es el usuario quien controla la escena y puede interactuar con los objetos de la misma.

A diferencia de la realidad aumentada, que mejora la realidad sensorialmente pero que es una realidad mixta entre el mundo real y el virtual, la realidad virtual debe ser inmersiva, permitir la interacción y tener una historia que respalde esa realidad.

¿Cómo debe ser la RV?

Ahora que ya tenemos claro qué es la realidad virtual, debemos centrarnos en cómo debe ser, qué características debe tener:

  1. Debe ser inmersiva: cualquier sistema de realidad virtual debe sumergir al usuario en una nueva realidad. Su visión periférica debe ser completa; ningún sonido del exterior debe perturbarlo en esa nueva realidad, y el control debe ser total, con un simple movimiento de cabeza. Estos tres niveles definen la realidad virtual como inmersiva.
  2. Debe tener capacidad de interacción: no todas las realidades virtuales tienen esta capacidad, pero las que permiten al usuario interactuar tienen un valor mucho más alto que el resto: poder interactuar con los personajes de la realidad virtual, no solo observarlos; coger objetos y utilizarlos… Las posibilidades son infinitas.
  3. Debe poder contarnos una historia: pese a que estamos en una etapa muy incipiente de la realidad virtual, muchos usuarios de videojuegos, por no decir todos, ya saben qué es la realidad virtual y quieren participar en múltiples historias que los cautiven. No quieren funcionalidades, sino que esa realidad virtual los enganche y tener un contacto más emocional con el dispositivo de realidad virtual. Y eso solo pueden conseguirlo las buenas historias.